Per Nygvist

Per Niqvist

Per

Espero que compartir mi historia os inspire para aprovechar las ventajas de la gran oportunidad de negocio que Nu Skin ofrece.

 

Desde que era niño, soñaba con ser totalmente libre para poder vivir mi vida con mis propias normas. No sabía cómo lo lograría, pero cada día soñaba con crear el negocio perfecto que me permitiera conseguir mis objetivos. Siempre tuve el deseo y la motivación de probarme a mí mismo y al mundo que era capaz de hacer algo increíble. La sensación de verme rodeado de límites me ahogaba, en especial en lo relativo al dinero y la libertad.

 

Llevo un diario desde que tenía 11 años y siempre había escrito que estaba destinado a hacer algo grande.

 

Lo que me ha preparado, sobre todo mentalmente, ha sido mi carrera en la natación. Además, formé parte de las Fuerzas Especiales de Suecia donde aprendí que se puede conseguir más de lo que jamás hayamos podido imaginar si decidimos que lo queremos y nos comprometemos de todo corazón a ello.

 

La primera vez que oí hablar de Nu Skin, vi inmediatamente que esta era la oportunidad con la que había estado soñando. Vi una oportunidad de negocio flexible: tenía el control y podía elegir triunfar. Los aspectos tradicionales del negocio, como los productos y la distribución, ya estaban establecidos, lo que significaba que elegir triunfar dependía de mi.

 

Me pregunté, como os lo estaréis probablemente preguntando al leer esto y al investigar sobre la oportunidad Nu Skin: "¿Merece la pena?, ¿Puedo hacerlo?" Decidí empezar con ello al tiempo que seguía investigando.

 

Cuando asistí a mi primera reunión de lanzamiento, vi de qué modo vivían los grandes líderes y me di cuenta de que lo tenían todo, y vivían la vida que yo siempre había querido desde que tenía 11 años. ¡Así que claro que merecía la pena! ¡También me di cuenta de que había gente de todo tipo, y de que si ellos podían hacerlo, yo también podría!

 

Mi deseo de tener una vida mejor se hizo más fuerte que la incertidumbre y los miedos que tenía, y decidí allí mismo en octubre de 2011 que esta iba a ser mi carrera y el trabajo de mi vida. Para mí, el tiempo entre LOI (Carta de Intención) hasta que llegue a Team Elite es puramente una cuestión de educación. Después de hacer este negocio durante sólo 31 meses, ahora soy Diamond Executive y tengo un negocio internacional en el que trabajo a diario con lo mejor de lo mejor.

 

Cada día está lleno de éxito en todos los niveles. Tengo unos ingresos residuales, y el niño que hay en mí está encantado y agradecido a Nu Skin y a su oportunidad, y estoy agradecido también a mi mismo por haberme decidido a ponerme manos a la obra para alcanzar mis sueños.

 

Mi consejo personal es: Ponte en marcha y confía, y asiste a una convención tan pronto como puedas.

 

Asegúrate de descubrir todo lo que vales. Escribe los sueños que tengas en la cabeza, lo que quieres en la vida. Sueña a lo grande cada día y decide que sólo hay una forma de avanzar, y es hacia tu éxito.

Divider