Krisztina Hegedűs

Hegedűs_Krisztina

Mi historia comenzó hace un año y medio, cuando mi mentor me dio a conocer los productos Nu Skin. ¡Fue amor a primera vista! Más tarde, cuando recibí información sobre el negocio, la empresa, la ciencia y la tecnología que hay detrás de estos productos, y entendí la visión de la compañía, decidí apostar de lleno por Nu Skin.

 

Esta oportunidad me ha cambiado totalmente la vida. Tengo la posibilidad de dedicarme a una actividad internacional, trabajando desde casa junto a mis hijas, y de beneficiarme de una empresa financiera estable, al tiempo que disfruto de la libertad con la que mucha gente sueña. Ahora puedo ofrecerles lo mejor a mis hijos y mi familia.

 

Sin embargo, el cambio más grande tuvo lugar en mi interior. He cambiado totalmente de actitud y me he convertido en una persona más abierta y positiva. He aprendido a confiar más en mí misma. Y entiendo lo que posiblemente sea lo más importante en la vida: todo lo que en un principio puede parecer imposible puede hacerse posible cuando confías lo suficiente en ti misma y empiezas a esforzarte todos los días para lograrlo. ¡Los límites no existen!

 

Durante esta andadura he conocido a gente maravillosa de la que he aprendido muchísimo. Tanto mis mentores como los miembros de mi equipo me han hecho sentir siempre que formo parte de una gran familia. Me sirven de motivación e inspiración todos los días.

 

He visto algunos éxitos asombrosos en mi organización, y eso me motiva cada día a seguir haciendo lo que hago. Esta oportunidad ha cambiado muchas vidas y doy gracias a diario por poder ser testigo también de algunas historias de éxito únicas.

 

Mi meta es convertirme en Blue Diamond cuanto antes, pero estoy segura de que esto no se acabará ahí. Me gustaría ofrecer a la mayor cantidad de gente posible, especialmente de Rumanía, la oportunidad de mejorar sus vidas y hacer realidad sus sueños. Yo también quiero ser una"fuerza para el bien". 

Divider