Jitka Pšejová

Jitka Pšejová

Jitka Pšejová

Si he de decir la verdad, empecé con Nu Skin por puro accidente. En aquel momento, estaba haciendo un Máster en Comunicación Audiovisual y trabajaba como directora de producción, algo que me gustaba mucho. La razón principal era porque podía estar en contacto con personas interesantes, me codeaba con artistas y tenía la sensación de que eso me ayudaría a crear algo grande.

 

Tenía esa inquietud ya a una edad muy temprana, y la impresión de que estaba perdiendo el tiempo, que se me escapaba la vida entre los dedos, y que si no cambiaba algo no llegaría a nada en la vida. La razón principal por la que comencé mi trayectoria con Nu Skin es que me ayudaría a dejar algo atrás y a crear un valor. Admiro mucho a la mecenas del arte checo Meda Mladkova y me gustaría seguir sus pasos. Mi sueño es promocionar a los artistas, pintores, diseñadores de moda o proyectos checos interesantes que ayuden a crear una educación mejor y más eficaz en nuestro país. Y para eso necesito dos cosas: tiempo y dinero. O más precisamente: necesito un montón de dinero. Los contactos no son el problema. Y normalmente, con un trabajo de 9 a 5, no lo lograría nunca. Y creer que me casaré bien y me haré rica así me resulta inaceptable.

 

Estoy muy feliz y agradecida de que esta oportunidad se haya cruzado en mi camino. Nu Skin es una manera magnífica de crear la vida que siempre soñé. Para mí, significa tener libertad absoluta en todo lo que hago, por ejemplo viajar donde quiera, durante el tiempo que quiera, comprar lo que quiera y pensar en las demás cosas de valor que puedo crear sin tener ni que preocuparme de si me lo puedo permitir, si tengo suficiente tiempo o dinero.

 

Un lema que va muy bien con este negocio es "Te has hecho la cama, y ahora es momento de tumbarte en ella"". El segundo lema, que confirmo completamente es "Cuanto más trabajo, más suerte tengo". El tercer lema que se ajusta a mi vida es ""Apunta alto y disfruta consiguiendo tu objetivo". Todo está en nuestra cabeza. Al principio echaba de menos estar rodeada de gente tan interesante como cuando trabajaba como directora de producción. Y entonces me dije a mí misma: ¿por qué no hago lo contrario? ¿Por qué no empiezo yo a trabajar con gente interesante? Así que mi objetivo fue tener el equipo más atractivo y estiloso, y que además fueran brillantes y que hicieran el negocio con el corazón. Y que de este modo se convirtieran en la mejor publicidad para Nu Skin. Y puedo decir que esto está pasando, y aún me maravillo al pensar en cómo he conseguido encontrar a gente tan genial y haber creado un negocio tan dinámico.

 

Lo que más disfruto de Nu Skin es el hecho de que no hay límite, tanto de dinero como de fronteras. Puedes tener clientes en Japón sin tener que hablar japonés, y tampoco hay ningún límite a la cantidad de dinero que puedes ganar con este negocio. Lo que me hace sentir absolutamente en paz es que es una oferta justa para todo el mundo. Todos empezamos de cero y tenemos el mismo potencial de ingresos.

 

Llevo más de dos años y medio trabajando con Nu Skin. Llegué a Ruby Executive en un año, y medio año más tarde llegué a Emerald.  Este es solo el principio del viaje, y ahora es el momento de ir hacia delante... ¡Tengo una visión en mi cabeza de aquí a 2027! La mejor experiencia además del Ruby Trip a EEUU fue asistir a la Convención Global de Salt Lake City, donde me di cuenta de que este negocio está solo empezando en Europa, en comparación con Europa y Asia. Vi el tamaño del negocio, el alto nivel de profesionalismo y sus inmensas posibilidades. Pero sobre todo, vi el corazón de la compañía. Su cultura. Su gente. Su visión. Y me di cuenta de que no hay nada que se me esté escapando entre los dedos. Es más bien al contrario. Estoy en el lugar preciso y en el momento preciso. Y me esperan cosas en el horizonte, y lo mejor está aún por llegar... ¡Vamos, a por ello!

 

Jitka Pšejová-, Emerald Executive, República Checa

 

Divider